Ignacio Roesler, biólogo del Programa Patagonia de Aves Argentinas y CONICET es uno de los ganadores de los Premios Whitley

De los más de 100 proyectos que se presentaron desde diferentes partes del mundo, el biólogo que coordina el Programa Patagonia ha sido elegido como uno de los ganadores del “Oscar Verde”.

Los Premios Whitley son célebres galardones impulsados por la Whitley Fund for Nature (WFN) que brinda reconocimiento financiación y formación a sus ganadores. Los postulantes llegan desde todos los rincones del mundo, 15 proyectos fueron elegidos para conformar la lista de finalistas y el día de hoy conocimos a los ganadores.

Nos llena de orgullo y emoción que un biólogo argentino haya sido uno de los elegidos, gracias a su labor y la de su equipo el Programa Patagonia contará con una nueva línea de financiación para seguir trabajando por la conservación del macá tobiano, pero también de muchas otras especies que habitan en las mesetas del oeste de la Patagonia.

El Dr. Ignacio (Kini) Roesler, es coordinador del Programa Patagonia de Aves Argentinas y Director Científico de la Asociación, e investigador del CONICET. Ha dedicado su vida al estudio de la ornitología y hace diez años que trabaja para salvar al macá tobiano de la extinción, camino al que estaba destinada la especie de no haber intervenido a tiempo.

El macá tobiano (Podiceps gallardoi) es una de las especies emblemáticas de la conservación en Argentina. Se trata de un ave endémica de la Patagonia Austral cuya población se ha reducido en un 80% en los últimos 25 años. Esta especie es una especie bandera, denominada también “especie paraguas”, ya que, al proteger al macá tobiano, también se protege indirectamente las poblaciones de otras muchas especies que comparten su hábitat. Este es el caso del chinchillón anaranjado, el pato de los torrentes, el pato de anteojos, la gallineta chica y el cauquén real entre otros.

Entre los principales problemas que enfrenta el macá tobiano, figura la presencia de especies invasoras y exóticas en su zona reproductiva, como el visón americano, la trucha arcoíris y la gaviota cocinera. A esto se suma el cambio climático, que se manifiesta en aumentos en la velocidad del viento y en severas sequías, que reducen su hábitat reproductivo.

A través de la investigación científica llevada a cabo por las entidades de investigación y universidades más prestigiosas del país, el Programa Patagonia busca promover la generación de conocimiento para entender los procesos biológicos del ambiente y la formulación de estrategias para conservarlos. Por medio del manejo, el Programa busca implementar estrategias de conservación para detener la extinción de varias especies en peligro y a su vez accionar para preservar la salud del ambiente.

Este premio es un reconocimiento al compromiso de todo el equipo del Programa Patagonia y del Proyecto Macá Tobiano (junto a Ambiente Sur) que ha trabajado incansablemente durante los últimos diez años en pos de la conservación de las especies de esta increíble zona de nuestro país.

Tipo de noticia: 

Noticia general